¿Es malo comer jamón serrano?

El comunicado de la OMS sobre la carne roja, especialmente la procesada ha causado mucho revuelo. En cuanto se nos toca el jamón serrano, nos echamos a temblar. Hay pocas cosas que nos gusten más que un buen lomo o jamón serrano ibérico, producto estrella de nuestra gastronomía.

Según el informe, de cada 50 gramos de carne procesada consumida, aumenta un 18% las posibilidades de contraer un cancer colorectal en las personas. Unos datos que nos ha dejado a todos sorprendidos, justamente por la cantidad y abuso que hacemos de la carne roja procesada.

Publicidad

¿Qué son las carnes rojas procesadas?

Lo primero que hice fue investigar. Desde hace varios años sigo al Dietista/Nutricionista Aitor Sánchez a través de su blog. Según Aitor, “hay que ser muy prudente cuando se habla de cancer y alimentación porque no se puede decir que algo causa cáncer. El cancer es una enfermedad es una enfermedad multifactorial, depende de muchas cosas y es prudente decir: aumento de riesgo.”

En una entrevista, Aitor Sánchez nos habla del origen de las carnes rojas. Son aquellas que vienen del cerdo, la ternera o el cordero. Procesarla es el proceso de transformación que sufren al añadirle aditivos, nitratos y colorantes (salarla, ahumarla, curarla). Todo ello forma un compendio muy diferente a lo que era la materia prima original. De esta forma tenemos salchichas, mortadela y otros embutidos.

¿Produce cáncer el Jamón serrano?

Aitor Sánchez, nos explica que tanto el lomo o el jamón serrano están entro de las carnes procesadas. Evidentemente, un jamón serrano ibérico no tiene la misma calidad nutricional que una salchicha o una mortadela, está menos procesado y la materia prima es de más calidad.

Publicidad

La conclusión es que aún sabiendo esto, no debemos perder las prioridades. Tenemos hábitos y alimentos que forman parte de nuestra vida diaria mucho más peligrosos que la carne roja. Hablamos del alcohol, el tabaco, y el sedentarismo.

Ahora que sabemos todo esto y que hay certeza que el consumo de este alimento aumenta el riesgo de cáncer, cuanto menos, mejor.

Imagen de arriba: Food photo created by javi_indy – www.freepik.com